Lo bueno, lo feo y lo malo (de RRHH en M&A)

Las fusiones y adquisiciones (M&A) parece que vuelven a incrementarse a nivel mundial después de una segunda mitad del 2011 donde se produjo una bajada en comparación con la primera mitad quizás debida al clima global de volatilidad financiera vivido. En el panorama español, el principal motor para este tipo de operaciones será la reestructuración del mapa bancario con, al menos ocho operaciones en marcha o en proceso de ello: Pastor por parte del Popular, CAM por parte del Sabadell, Banca Cívica por parte de Caixa Bank, Unnim por parte de BBVA, Caja 3 por parte de Ibercaja y las tres en ciernes de Banco de Valencia, Catalunya Banc y NovaGalicia Banco. Pero además de todas estas habrá más, y puede que incluso mejores.

Desde el punto de vista de una Dirección de Personas podemos identificar tres tipos de actividades orientadas a soportar e impulsar la estrategia de una empresa en este panorama:

Lo bueno: Promover la conversación entre culturas, buscar puntos de encuentro y formas de colaboración, alinear voluntades y generar futuros.

Lo feo: La posibilidad (¿o necesidad?) de reinventarse profesionalmente, desaprender y dejar atrás mucho de lo que te ha llevado hasta donde estás.

Lo malo: Reorganizar/reestructurar/redimensionar plantillas, poner cara y ojos a las FTE, navegar por la injusticia y chocar con estructuras de poder y agendas ocultas.

Lo bueno nos hace disfrutar de estos procesos y de seguir hacia adelante aunque lo malo nos haga llegar a casa con ganas de dejarlo todo o de preguntarte por qué estás en ese lío. La parte fea nos atañe directamente como profesionales y como personas. Es algo a lo que hay que enfrentarse porque de ello puede depender nuestra supervivencia, pero que no gusta. Volvemos al miedo al cambio y cómo gestionarlo.

Ya decía el sabio, utilizando el símil del junco, que es importante la flexibilidad más que el tamaño para soportar los grandes vendavales. La edad no puede ser una excusa tras la cual parapetarnos para seguir como estamos. Al menos la física. Debemos superar los miedos a no saber o no poder. Y la pereza de no querer.

Conozco a personas muy talluditas que han conseguido transformarse disfrutando en el proceso y aportar un gran valor a la empresa en la que trabajan. Verlos es un ejemplo para todos.

 

Francisco José Fernández Ferreras, socio de proyectos de consultoría de Organización y Personas de everis Business Consulting. Contacta con Francisco José por Linkedin

1 comentario a esta entrada

  • José Luis el 16 abril, 2012 a las 17:03

    No puedo estar mas de acuerdo, siempre nos toca lidiar tanto con lo feo y lo malo y en pocas ocasiones los propios fusionados se dan cuenta de la importancia de una buena gestión del cambio y de la definición y consolidación de la cultura corporativa deseada. Seguiremos luchando para que esto cambie!

Tu comentario

Nos encantaría conocer tu opinión. Por favor, procura que tus comentarios estén relacionados con esta entrada. Intenta también respetar a los demás lectores de este blog. Los comentarios off-topic, promocionales, ofensivos o ilegales serán editados y borrados.

Puedes usar algo de HTML <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong> . Los párrafos y los retornos de línea también se incluyen automáticamente.