Beneficios y barreras del teletrabajo

El teletrabajo no es algo nuevo, desde la década de los 80 está presente en el entorno laboral. No necesito irme muy lejos para buscar un ejemplo de esa década, mi madre se trajo su negocio textil a casa cuando tuvo que compaginarlo con el cuidado de mi hermano y mío.

El aumento de los puestos cualificados y la tecnología de la que disponemos actualmente, que nos permite llevar la oficina en nuestro Smartphone  y PC, nos permite mucha más flexibilidad para trabajar prácticamente desde cualquier sitio y con mucha más movilidad. El teletrabajo se  está transformando en algo habitual, muy valorado por muchos trabajadores y una fórmula para poder compaginar mejor tiempo laboral y personal.

Decisiones de compañías que han eliminado esta política han generado un amplio debate en múltiples foros entre los detractores de la decisión, que consideran que es remar contra corriente, y los defensores de las tendencias actuales, que reafirman que el teletrabajo tiene más pros que contras.

Pros y contras del teletrabajo

Se han demostrado múltiples beneficios del teletrabajo, no solo para los teletrabajadores sino también para las empresas,  la sociedad e incluso el medio ambiente. Varios estudios aportan datos positivos al respecto. Sin embargo con los contras no ocurre lo mismo, muchos de ellos son percepciones compartidas que funcionan como barreras al implantar políticas de teletrabajo en compañías, equipos de trabajo o para los propios trabajadores.

Barreras

Miedo a no saber separar trabajo y tiempo personal al estar en el mismo espacio. Ser interrumpido por los niños, no concentrarse tanto en el trabajo, estar hiperconectado al mail, … si cambiamos a los niños por los compañeros todas estas cosas nos ocurren igual en la oficina. Es más, si nos marcamos tiempos para cada cosa y, como recomiendan algunos expertos, diferenciamos los espacios e incluso vamos a nuestro despacho de casa como si fuéramos a la oficina (no en pijama, como recogen algunos estudios que hace el 20% de los teletrabajadores) estos contras se minimizan.

Cultura de la presencialidad. Aunque en la mayoría de entornos laborales se asume  que no es necesaria una supervisión directa de los equipos, en la práctica existe el  miedo de los gestores a no tener “cerca” a sus equipos. Sin embargo, cada vez es más común la gestión de equipos en remoto porque están ubicados en otras sedes o incluso países.

Aquí cobra aún más importancia la gestión por objetivos, que permite planificar, conocer las sinergias, evaluar los resultados y no, el tiempo de presencia y/o las micro tareas.

El teletrabajo afecta a la comunicación y colaboración entre los equipos.  Algunos estudios hablan del sentimiento de aislamiento social que pueden tener algunos teletrabajadores y el impacto en su vinculación con la compañía y en su compromiso con los objetivos de equipo y de empresa. Todos ellos reportan ratios muy bajos, entre el 10 y el 20% de valoraciones negativas en este sentido, y en todos los casos tienen en cuenta personas  que teletrabajan todos o gran parte de los días de la semana. Este impacto se minimiza o incluso deja de existir cuando se usa el teletrabajo como una forma más de flexibilidad laboral, teletrabajando uno o dos días a la semana o una parte de la jornada laboral.

Beneficios

Los beneficios son los que han hecho aumentar el teletrabajo en un 73% en los últimos seis años. Según datos de CISCO Systems, en Europa Occidental casi el 50% de la fuerza laboral es móvil actualmente, un 75% en EUA y Japón.

Tener implantadas políticas de teletrabajo mejora la satisfacción y vinculación con la empresa ya que poder teletrabajar tiene un impacto directo en la calidad de vida de las personas. Diferentes estudios avalan que el 80% dicen que el teletrabajo les permite conciliar mejor su vida laboral y personal , el 73% dicen que comen más sano cuando trabajan desde casa y permite disminuir el estrés en un 25%.

Teletrabajar aumenta la productividad. Un estudio de la Universidad de Stanford concluyó que los teletrabajadores son un 13% más productivos que sus compañeros que no teletrabajan e investigaciones posteriores indican que el 69% de los encuestados afirma que es más productivo cuando trabaja de forma remota. El impacto también es positivo en productividades futuras ya que la oportunidad de teletrabajar ayuda a retener y motivar a los empleados y el 78% de los lideres comparten esta afirmación.

Teletrabajar supone un beneficio económico directo para el teletrabajador que ahorra en el coste de desplazamiento y comida. También puede suponer un ahorro en infraestructuras para la empresa y un ahorro para todos en cuidado del medio ambiente.

¿Y qué ocurre en everis?

Actualmente un 8% de los profesionales de everis en España tienen acuerdo de teletrabajo firmado y teletrabajan de forma irregular o de forma regular uno o dos días a la semana.

Los datos de una encuesta realizada a una muestra de teletrabajadores de everis Barcelona nos aportan datos muy positivos al respecto:

• El 100% de las personas que teletrabajan lo valoran positivamente y el 80% muy positivamente.

• Un 92% dice que el teletrabajo se ajusta a sus necesidades y requerimientos y el 88% ha visto cumplidas las expectativas que tenía del teletrabajo.

• El 100% de los managers y líderes manifiestan haber realizado un buen seguimiento de las personas en teletrabajo sin haber tenido que realizar esfuerzos extra. Las percepciones en el resto del equipo también son positivas.

• En el 100% de los casos la relación y comunicación con los clientes y entre los equipos no se ha visto afectada.

• El 100% expresa que el entorno de trabajo que tienen es confortable y que cuando realizan teletrabajo mantienen separado el tiempo de trabajo y personal.

• El 88% perciben que ha mejorado su rendimiento y el 84% tienen más tiempo libre. Un 92% dice que el teletrabajo no afecta la comunicación/relación con sus compañeros.

• Un 84% de los encuestados piensan que el teletrabajo no obstaculiza sus aspiraciones dentro la organización y no se sienten aislados cuando realizan teletrabajo. El 90% tiene intención de seguir realizando teletrabajo y un 96% recomendaría a sus compañeros que realicen teletrabajo siempre y cuando su asignación se lo permita. El 100% de los gerentes manifiestan que podrían trabajar a futuro con personas en teletrabajo en su equipo.


Sandra Vilaseca es gerente de RRHH en everis. Contacta con Sandra vía LinkedIn.

3 comentarios a esta entrada

  • cpr el 26 octubre, 2014 a las 19:27

    La realidad es que el teletrabajo esta muy mal visto en España. Mas de un gerente te niega la posibilidad de teletrabajo, incluso si lo solicitas muy de tanto en tanto.

  • Laura el 4 noviembre, 2014 a las 8:50

    Un post muy interesante.
    Está bien marcar tanto los pros como los contras. En mi caso, estoy enamorada del teletrabajo, por lo que me resulta difícil encontrar contras reales e insuperables.
    Un saludo y buen martes!

  • Bernardo Socha Acosta el 8 noviembre, 2014 a las 15:39

    Hola amigos. El saludo cordial desde Bucaramanga, Colombia.
    He leido con gran atención el anterior artículo y tiene muchos elemsntos positivos, sobre todo para un país (Colombia) donde apenas el tema es muy incipiente y gracias que el gobierno actual le dio vida con un decreto sobre la materia (TELETRABAJO)
    Me llama la atención conocer experiencias como las que he leido en el artículo.
    Gracias

Tu comentario

Nos encantaría conocer tu opinión. Por favor, procura que tus comentarios estén relacionados con esta entrada. Intenta también respetar a los demás lectores de este blog. Los comentarios off-topic, promocionales, ofensivos o ilegales serán editados y borrados.

Puedes usar algo de HTML <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong> . Los párrafos y los retornos de línea también se incluyen automáticamente.